Aguas Subterraneas en Chile

Mega sequía en el Norte de Chile 2020

Sequía en Chile

El agua es nuestras vidas es fundamental, sobretodo se valora y se aprecia más cuando falta.

En el norte de Chile resalta la carencia de este recursos hídrico dejando ver o mostrar sus paisajes color ocre de extrema aridez, a si, mostrando la ausencia absoluta de precipitaciones y dejando sentir las temperaturas extremas.

Durante más de una década, Chile viene sufriendo una fuerte sequía, problema provocado debido a la disminución de las lluvias. Los expertos insisten que el problema es netamente estructural y completamente asociado al cambio climático sin entregar soluciones para la sequía, ni considerar las industrias hacen uso extremo del recurso hídrico sin regulación. 

En Tarapacá se localiza en el extremo norte de Chile. La segunda región, Antofagasta se extiende al sur hasta los 25º 40’ de latitud,  comprendiendo el más seco de los desiertos, Atacama. Ambas regiones se caracterizan por la extrema escasez de precipitaciones, que alcanzan los 300mm de agua caída en el año, que no son suficiente para mantener a la población de las regiones ya mencionadas.

En estas regiones explotadas existen tres ríos; Lluta, Loa y Lauca, estos cuentan con un caudal permanente durante el año, aportando 2 m3/segundos y extensas hoyas hidrográficas, cuya aliementación proviene del derretimiento de las nieves y presipitaciones del verano, pero por mucho que suene el aporte, estamos hablando de sequía y asimetría acuífera en comparación con el sur y el centro de Chile. 

El organismo internacional advierte que: “es difícil evitar la sequía, pero sí se puede mitigar sus efectos” porque “el precio de estar preparados es mínimo en comparación con el costo del socorro de emergencia”.

En Chile dio a conocer el diagnóstico para una política Nacional de Recursos Hídricos, entregado por el ministro del MOP, el cual indica que; en agua superficiales nuestro país tiene una disponibilidad de 53.000 mts3/persona/año, muy por encima de la media mundial (6.600 mts3/persona/año) y del mínimo (2.000 mts3/persona/año) que se recomienda para un desarrollo sostenible. Sin embargo, desde la Región Metropolitana al norte, el promedio de agua disponible es de 800 mts3/persona/año.

Aquí puedes encontrar el estudio realizado

Demostrando un déficit de recursos hídricos en el Norte de Chile, donde se ha propuesto la alternativa de una carretera hídrica como una solución a esta asimetría con la que cuenta el país, considerando que el Sur de Chile cuenta con un superávit hídrico.

La propuesta de la carretera hídrica para el Norte de Chile es debido que la población ha estado en constante crecimiento y la agricultura actual convive con la industria minera, considerando también los cambios climaticos y la sequía anteriormente mencionada. Es por eso que el agua se transforma, nuevamente, en un elemento vital para el desarrollo integral de estas regiones del país y la carretera una posible alternativa de supervivencia acuífera.

¿En qué consiste esta carretera hídrica?

La corporación Reguemos Chile, pretende construir un canal de regadío de cinco tramos para extraer el agua desde el río Queuco, región del Bio bio hasta la región de Atacama. Con una longitud total cerca de tres mil novecientos kilómetros, con el fin de ayudar a familias e industrias nortinas de la gran sequía.

Para poder tener un control completo del agua en minería, se utilizan distintos artefactos de análisis y monitoreo constante, generalmente utilizando sistemas de telemetría y Agualibre cuenta con los mejores productos para poder realizar un trabajo optimo para la empresa y el medioambiente, en especial en el uso del agua en minería y la sequía

Donde existe la necesidad de monitorear el agua en minería y la intrusión de agua salada, las aguas residuales inyectadas o la contaminación por descargas químicas y vertederos, existe CTD-Diver otra herramienta que posee una carcasa de 22 mm diámetro y de cerámica resistente a la corrosión. Equipdo con sensores de conductividad de cuatro electrodos, existen dos opciones para medir la conductividad: conductividad verdadera o específica a 25 ° C. Además, se mide y se registra la presión y la temperatura monitoreando la calidad del agua, desechos mineros y una constante vigilancia de contaminación. 

Puedes encontrar los productos de más alta calidad en monitoreo de Aguas subterráneas aquí

CERA-DIVER

El monitoreo de aguas en minería y distintos rubros  en condiciones potencialmente corrosivas, como lo son el agua salobre y el agua de mar, requiere de un registrador robusto y duradero.

El Cera-Diver tiene los siguientes métodos de muestreo: Intervalos de longitud fijos, dependiente del evento, promediado y prueba de bombeo.

Tiene la facultad de utilizar telemetría en aguas subterráneas como todos nuestros equipos de monitoreo de aguas subterráneas

CTD – DIVER

Donde existe la necesidad de monitorear niveles de agua subterránea, en especial, el agua en minería y la intrusión de agua salada, las aguas residuales inyectadas o la contaminación por descargas químicas y vertederos, el CTD-Diver® con su carcasa de 22 mm diámetro y de cerámica resistente a la corrosión (óxido de zirconio), es su mejor elección.

CTD – Diver también tiene la facultad de usar telemetría en aguas subterraneas.

Existen sensores a nivel OTT de agua subterránea que miden los niveles de corriente dentro de las actividades mineras, siendo compatibles con los sistemas de regularización de aguas freáticas en explotaciones mineras.

Como todo es completamente monitorizable, así se debiesen de aprovechar los recursos de aguas subterráneas, existen distintos sistemas que entregan datos, mediciones de calidad sobre el agua, temperaturas, como también y , no menos importante, medir las profundidades y la conductividad de esta.

Back to list

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.